El grupo municipal de Adelante Andújar ha presentado un moción para el pleno ordinario que celebrará la Corporación Municipal este jueves, día 28 de enero, en la que se aborda la situación de las residencias de mayores y la necesidad –que se ha evidenciado en el marco de la pandemia generada por COVID que venimos padeciendo- de mejorar sustancialmente su gestión.
El portavoz municipal de Adelante Andújar –Juan Francisco Cazalilla- señala en el texto de la moción que la tasa de mortalidad ha sido escandalosa, habiendo fallecido más de veinte y cinco mil mayores en residencias hasta estas fechas, lo que supone alrededor del 48% del total de víctimas mortales. Igualmente –señala la moción- el virus también ha tenido efectos sobre el personal que trabaja en estos centros, constituido en un 90% por mujeres precarizadas. “En Andújar por desgracia no hemos sido ajenos a toda esta problemática –señala Cazalilla-, sufriéndola de primera mano a través de la residencia de ancianos ORPEA, donde la pandemia entró en el mes de octubre arrojando las siguientes cifras, según la plataforma de afectados constituida: 80 residentes infectados, 27 trabajadoras/es afectadas, 14 residentes muertos por la acción de COVID-19, y 5 residentes muertos por consecuencias derivadas de la pandemia”.
Juan Francisco Cazalilla señala que, a pesar de que la situación de desconocimiento y de la virulencia del COVI-19 hace extremadamente difícil controlar y actuar de forma efectiva, “sí consideramos desde Adelante Andújar que las autoridades competentes podían y debían haber hecho mucho más por nuestros mayores, como por ejemplo: Medicalizar desde el minuto uno la residencia, garantizando la presencia constante de médicos, enfermeros y material sanitario en las instalaciones para un cuidado y atención constante de los ancianos afectados; reforzando el personal con tareas geriátricas de manera que el estrés, la sobreexposición y, por ende, el aumento del riesgo de contagio se hubieran minimizado tanto en residentes como en trabajadoras y trabajadores; con información y transparencia para evitar la opacidad con la que la Junta de Andalucía ha actuado en toda esta situación, no ofreciendo datos y cifras actualizadas de la situación de la residencia a los familiares e interesados”.
Por otra parte, Cazalilla señala que en la moción se hace un reconocimiento –que él reitera- al personal que trabaja en la residencia ORPEA de Andújar, que durante los momentos más duros, y viendo cómo muchas y muchos de ellos sufrían el contagio del COVID-19, se mantuvieron firmes en sus responsabilidades y al cuidado de los residentes.
Finalmente, en la parte propositiva de la moción que presenta Adelante Andújar se plantean los siguientes acuerdos:
1º.- Instar a los gobiernos central y andaluz a impulsar un sistema de residencias público, universal, de calidad y de gestión directa o en colaboración, mediante diferentes fórmulas, entendiendo que el sistema de cuidados de personas mayores debe ser un modelo de Atención Centrado en la Persona (ACP), que respete y fomente la autonomía y la dignidad de las personas y proporcione unos servicios adaptados a las necesidades individuales.
2º.- Instar a los gobiernos central y andaluz a que garanticen una eficiente coordinación y asignación conjunta en las prestaciones entre Salud y Servicios Sociales.
3º.- Instar al gobierno de la Junta de Andalucía a que asegure la transparencia en la gestión de los servicios residenciales y refuerce los mecanismos de inspección y control necesarios.
4º.- Instar al gobierno de la nación a elaborar, en coordinación con las comunidades autónomas, un Programa de Acreditación de Calidad de las Residencias de Mayores que permita garantizar una atención digna a las personas mayores.
5º.- Instar a los gobiernos central y andaluz a revalorizar y dignificar el trabajo de cuidados en las residencias de mayores, garantizando a las trabajadoras de las mismas tanto un salario adecuado y suficiente como unas condiciones de trabajo seguras.
6º.- El Ayuntamiento de Andújar se compromete a colaborar con otras administraciones para garantizar en este municipio un sistema de residencias público, universal y de calidad, así como reforzar el control por parte de los servicios sociales de residencias y centros de día del municipio, para detectar posibles necesidades e incumplimiento de objetivos o recursos y dar traslado a las instancias competentes.
7º.- Instar a la Consejería de Salud a la creación de una comisión de investigación respecto a los errores cometidos en la residencia ORPEA, con objeto de mejorar los protocolos de actuación y mejorar de cara a situaciones similares.
8º.- Dar traslado al Ministerio de Sanidad del Gobierno Central, a la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía, a los Grupos Políticos del Parlamento Andaluz, a la dirección del Grupo ORPEA, y a la plataforma de familiares afectados por la pandemia en la residencia ORPEA.